برقع burqa` Matriarcado en el Islam.

برقع burqa`

Este tipo de prenda encuentra su origen en los desiertos mucho antes de la llegada del Islam. Tenía dos funciones principales: primero actuaba como protección contra los vientos fuertes. Hombres y mujeres la llevaban en aquellos tiempos y aún lo hacen, y su segunda función está ligada a la protección de las mujeres, ya que el uso de la máscara completa se utilizaba por mujeres únicamente cuando un grupo era asaltado por otro. Estos asaltos involucraban el rapto de mujeres en edad de procrear. El protegerse detrás de esta tela reducía considerablemente la probabilidad de ser raptadas por no ser distinguidas fácilmente de jóvenes o de ancianas en el tumulto del asalto.

Muchos musulmanes creen que el Corán, el libro sagrado del Islam, y las tradiciones recopiladas sobre la vida de Mahoma imponen a los hombres y mujeres vestirse y comportarse de forma humilde en público. Sin embargo, esta imposición (hijab) ha sido interpretada en muchas formas distintas por los teólogos islámicos y las comunidades musulmanas, ya que el uso del burka no es mencionado específicamente en el Corán.

El burka se encuentra en el debate público y es denunciado como un “símbolo de la opresión de la mujer” por parte del Islam, al igual que una serie de prácticas, tales como la “mutilación genital femenina“, los “asesinatos de honor” y los “matrimonios forzados“.

Si bien es un tema cultural no proveniente de las enseñanzas islámicas, los rostros cubiertos de las mujeres están vinculados a los seguidores del Islam. La prenda de vestir que cubre la cara se ha convertido en un tema político controvertido en la Europa Occidental, donde muchos intelectuales y grupos políticos abogan por su prohibición por diversas razones.

En el mes de Julio Estrasburgo Toma palabra en esta forma de vestir que tantas controversias crea para los Occidentales, El Tribunal de Estrasburgo ha avalado la prohibición francesa del uso del burka en espacios públicos, indica que la prohibición general debe aplicarse para el uso del burka o el niqab, por ejemplo: “Fuera de la época de carnaval está prohibido para cualquier persona aparecer enmascarados en las calles, plazas y lugares públicos, salvo que esté autorizado por el alcalde”.

 

¿Que es el burka, ya que no es un traje,?Lo mismo que una bandera: un cartel de propaganda. Llevar el burka es transformarse en una valla publicitaria del islamismo. Es decir, lejos de ser un traje, el burka es un manifiesto político.

Que opinan  los que estan a favor que las Mujeres que llevan el Burkan?

Savater en un articulo con fecha de 20 de Junio de 2010.

Si una mujer es obligada a desnudarse por un proxeneta o a cubrirse de pies a cabeza por un imán, debe haber instancias legales que la protejan eficazmente de tales atropellos. Pero si lo hacen de acuerdo a su voluntad, por mal orientada que esté según opinión de algunos, el atropello vendrá de quien se lo prohíba decidiendo que su criterio es mejor que el suyo, como si ellas no tuvieran raciocinio propio en materia ética. O aún peor, de quienes supongan según su prejuicio que cuando se desnudan lo hacen por gozo liberador y cuando se tapan son prisioneras de negras supersticiones. Según la ministra Bibiana Aído, que no es partidaria de la prohibición, las mujeres veladas son “víctimas” con las que no hay que ensañarse, aunque el objetivo gubernamental sea acabar con el burka “en público y en privado”. ¿Víctimas? Entonces ¿por qué no las salva? ¿No es humillante considerarlas a todas así, quieran o no? ¿No es una ofensa a su dignidad y a su libertad? ¿Por qué la ministra Aído no se decide ya a declararlas “enfermas” y tratarlas como a los homosexuales en esa clínica catalana que se ofrece a curarlos?

La ciudadanía democrática es un marco abstracto e igualitario para que cada cual intente su concreta realización personal, de acuerdo con su cultura, sus creencias, sus pasiones y manías. Como bien analiza Carlo Galli en su jugoso librito La humanidad multicultural (ed. Katz) no es fácil “mantener juntos, sin síntesis definitivas, los diferentes niveles de las culturas (de los grupos dotados de sentido, de lo común), de lo universal (de todos) y de las individualidades (de los particulares)”. Un empeño urgente en nuestras complejas y mestizas sociedades europeas, donde la humanidad concreta “solo puede ser imaginada y producida como crítica universal de los universalismos no críticos y, por igual razón, de los particularismos tribales”. Aquí es imprescindible la educación en valores cívicos y una paciente labor social con los inmigrantes, mientras que la actitud prohibicionista es un atajo que ni comprende ni asume ni remedia las irremediables diferencias.

Yo no sé si los diversos velos islámicos representan (sobre todo para quienes los llevan) la “opresión” de lo femenino: el día que me dé por averiguarlo procuraré acudir a fuentes antropológicas más fiables que la señora Sánchez Camacho, CiU y demás criaturas electorales. Tampoco sé si es ofensivo para la dignidad cívica pintarse la cara con los colores nacionales -y aún peor, la de los niños- para ir al fútbol o airear los trapos sucios familiares en programas del corazón. En cambio creo saber en qué consiste la libertad democrática: en aprender a convivir con lo que no nos gusta. Conviene recordarlo ahora que hay tantos paladines dispuestos a todo por defender “nuestros valores”, porque hay amores que matan… Personalmente, a mí me desagrada profundamente ver mujeres con burka o niqab, pero procuro recordar que también las señoras que los llevan desaprobarán muchas de mis aficiones que no quisiera ver prohibidas (aunque hay quien lo intenta, desde luego).

“Prohibido prohibir” fue uno de los lemas del ahora denostado -por carcas y arrepentidos, a cual más bobo- Mayo del 68 y acepto desde luego que, tomado literalmente, se trata de una peligrosa exageración. Pero entiendo que su verdadero significado era: “prohibidos los inquisidores que quieren salvarnos de lo que somos, por nuestro bien”. Y esta prohibición es de las pocas que siguen en mi devocionario plenamente vigente.

Fernando Savater es escritor.

¿Qué opinan las musulmanas del debate sobre el burka, el niqab y el hiyab ?

(foro marroquies en España )http://maes.blogfree.net/

“Me extraña mucho que estemos hablando de un tema que es de muy poca importancia”, asegura a Sí Chirine Belbaita, una marroquí de 24 años, cuando se le pregunta en la calle su opinión, y añade: “Es un tema político, porque España siempre hace lo que hacen en otros países”.

Esta mujer utiliza hiyab desde hace un año, y aunque reconoce que “aquí no llevaría niqab o burka” porque iba a estar “en el punto de mira”, no encuentra sentido a esta prohibición. “¿Nos han preguntado a nosotras si queremos llevarlo? Creo que deberían hacerlo, porque yo me siento discriminada por el Gobierno”, asegura indignada. Más enfadada aún está Fátima Yacubi, de 40 años. “Para mí, la democracia es libertad, y si hay democracia, debe haberla para todo el mundo por igual. A mí tampoco me gusta ver a gente casi desnuda o a homosexuales, pero yo lo respeto. También tienen que respetar a las mujeres que deciden llevarlo”, afi rma.

Ella empezó a usar pañuelo en 2001, y asegura que está preparándose para algún día llevar niqab. “Es un sentimiento muy fuerte. Da libertad, da paz, da amor. Es un sentimiento más allá. Yo estoy leyendo sobre ello y algún día lo llevaré”, reconoce. “Es algo que la persona elige, pero no lo exige el islam. No está bien que lo prohíban, porque es como vivir al gusto de los demás, no como una quiere. Pero supongo que lo harán por un tema de seguridad, para evitar que se oculten de las cámaras”, refl exiona Nora, de 26 años. Hind tiene 27 años. Mientras da el biberón a su hija, asegura que se alegra de que lo prohíban.

“Estoy de acuerdo, y cuanto antes mejor. Eso no es islam, son tradiciones, y perjudica la imagen de los musulmanes y del islam”, dice. Ella no lleva hiyab, pero no duda de que lo hará “cuando Dios mande”, y asegura que “se siente mal” cuando ve a una mujer con niqab. “Debería también estar prohibido en los países árabes”, sentencia.

Kenza Drider viste niqab desde hace 13 años. ( Edicion el Pais 11 de Abril del 2010 http://elpais.com/diario/2010/04/11/sociedad/1270936802_740215.html )

Estudió tres cursos de Derecho. Cada vez que sale a la calle, o llama a la puerta un vecino, un extraño o el cartero, se pone el velo negro. Lo lleva haciendo 13 años.

Pregunta. ¿Por qué viste así?

Respuesta. Por convicción religiosa.

P. Pero no es una obligación religiosa…

R. Es una elección personal.

P. ¿Qué impulso concreto le llevó a ponérselo un día?

R. Todos estamos en búsqueda de algo. Yo, a veces, me he dicho que podía haber ido por otra lado, haber elegido ponerme un tatuaje, o unpiercing, pero leí libros sobre el islam, sobre la libertad de las mujeres, sobre las mujeres del profeta. Admiro mucho a esas mujeres: estaban emancipadas, eran feministas, y vestían así. Lo hago por acercarme a ellas. No es algo humillante, ni formo parte de una secta. Tal vez pueda darse el caso. Pero no es el mío. Es como si yo fuera fan de Britney Spears, me vestiría como ella, iría como ella por la calle. Hay quienes son góticos, o moteros… Nosotras queremos que nos dejen en paz

P. ¿Antes del burka, cómo vestía?

R. Llevé el pañuelo en la cabeza durante un año. Antes, nada.

P. ¿Y su vida cambió mucho? ¿Va a restaurantes, por ejemplo?

R. Sí, claro. Elijo un sitio apartado, en una esquina, me levanto el velo y como. Juego al fútbol, al tenis, conduzco, voy con mis hijos al mar o al Parque de Atracciones, hago muchas cosas…

P. ¿Y qué es lo que no puede hacer?

R. Ir a la piscina con mis hijos, porque no hay piscina reservada a las mujeres.

P. ¿Sus hijos se extrañan de verla así?

R. Tengo tres hijas, de 12, 10 y ocho años y un hijo de nueve. Y no se extrañan, porque cuando fueron creciendo les expliqué que era una elección libre y personal. Y que ellos podrán hacer lo que quieran. La mayor está en plena crisis de adolescencia. Pero voy a su colegio, salgo con ella, al teatro, y no se molesta: al contrario: está orgullosa. Sabe que libro un combate por mi libertad.

P. Y su marido, ¿qué piensa?

R. Decidí ponerme el burka cuando llevábamos dos años casados. Se extrañó. Compré el velo a escondidas y una mañana, cuando íbamos al supermercado a comprar, de repente me lo puse. Él me preguntó que si iba a ir con eso a la calle y le respondí que sí. Y aceptó. Si a él no le hubiera parecido bien, pues tal vez no me lo habría puesto. Pero él vio que me sentía bien, mucho más realizada. Mi marido es alguien muy abierto, no es un musulmán terrorista que mantiene prisionera a su mujer. Mis padres se enfadaron. Pero luego lo comprendieron. Vieron que no cambié. Nadie cambia por llevar un burka.

P. ¿Qué hará si entra en vigor una ley que prohíbe vestir así?

R. La denunciaré al Tribunal Europeo de Derechos Humanos. En Francia no se puede prohibir que alguien vista como quiera.

P. Los defensores de la ley consideran que el burka atenta contra la dignidad de la mujer

R. Son ellos los que lo dicen. Mi dignidad y mi libertad consisten en llevarlo.

P. ¿Así que usted no respetará esa ley?

R. No. Seguiré saliendo a la calle así.

P: ¿Incluso si le multan con 750 euros?

R. No los pagaré. Los recurriré. Cuando declaré en la Asamblea Nacional les pregunté a los diputados si también van a prohibir el burkaa las mujeres de los príncipes saudíes que se pasean por los Campos Elíseos, si las van a multar o si las van a echar del país. ¿O es que hace falta ser rico para llevar burka ahora?

P. ¿Conoce a otras mujeres con el niqab en Aviñon?

R. Hay dos. Pero no personalmente. Sé que llevan el velo por elección, pero viven más encerradas. Tal vez no tengan una libertad para hablar como la mía.

P. Puede que usted no sea muy representativa…

R. Eso dijeron los diputados de la Asamblea Nacional: usted no es muy representativa.

P. Y puede que otras mujeres sí que sientan herida su dignidad si se les obliga..

R. Hasta ahora, no ha habido ninguna mujer que haya ido a la comisaría a denunciar a su marido por obligarla a llevar el burka. Si hubiera nacido la polémica por ahí, yo lo comprendería. Pero todo esto empezó porque a ciertos políticos no les gusta ver que hay mujeres que visten así.

P. Los defensores de la ley también apelan a que ir por la calle con el rostro tapado es una cuestión de seguridad…

R. Yo llevo once años así y nunca he tenido ningún problema. Si voy a correos, o al banco, o al Ayuntamiento, pues me identifico y enseño el rostro. También si me lo pide un policía si estoy conduciendo. Es lógico. No somos las mujeres con burka las que cometen atentados o queman coches. Es una cuestión religiosa, el Estado dice que no, pero sí lo es, y no puede meterse en eso.

P. ¿Ha tenido problemas desde que empezó la polémica?

R. Me han agredido dos veces. E insultado varias. Me dicen “sucia musulmana” y “vete a tu país”, no “Quítate el velo”. Pero mi país es Francia

P. ¿Lo va a llevar siempre?

R. Nadie puede saberlo. Ahora quiero llevarlo, y lucharé por hacerlo.

Que opinan los Musulmanes sobre el Burkan?

Europa Press ( Sabado 5 de Julio 2014 http://www.europapress.es/sociedad/noticia-burka-opinan-musulmanes-20140701193046.html

Una encuesta recolectó información entre habitantes de TúnezEgiptoIrakLíbano,PakistánArabia Saudita y Turquía. Estos países con población en su mayoría musulmana prefieren, según la encuesta, que las mujeres cubran el cabello en lugar de toda la cara.

Huma Saeed: “Que una mujer lleve burka no significa que sea una víctima”

http://www.lavanguardia.mobi/slowdevice/noticia/53880752649/Huma-Saeed-Que-una-mujer-lleve-burka-no-significa-que-sea-una-victima.html

Huma Saeed, nacida hace 30 años en Afganistán, emigró junto a su familia a Pakistán cuando ella tenía sólo diez años. Ahora vive en Londres y continúa comprometida con la defensa de los derechos de las mujeres afganas. Ha participado en las jornadas “Afganistán, un grito contra la impunidad”, organizadas en Barcelona por la Asociación por los Derechos Humanos en Afganistán (ASDHA).

-¿Su abuela tuvo una vida muy distinta a la de las mujeres afganas de ahora?
-Sí y no. En Occidente siempre se habla de la situación de la mujer afgana bajo los talibanes, cuando todo era horrible, estaba prohibido y no teníamos derechos. Es cierto, esto era así, pero cuando cayeron los talibanes en 2001 comenzamos a ganar derechos. Pese a los avances, los retos siguen siendo inmensos. El más importante sigue siendo la seguridad, porque la mayoría de mujeres no se siente segura para hacer las cosas que le gustaría hacer. Además, está la inseguridad causada por la insurgencia o por los señores de la guerra que actualmente están en el poder.

-¿Qué papel juegan los señores de la guerra?
-Están en el Parlamento y mantienen sus fuerzas militares. Afganistán continúa siendo una sociedad muy tradicional, pero los señores de la guerra no son líderes tribales sino que imponen su poder por la fuerza de las armas.

-¿Es cierto que Afganistán continúa siendo como una sociedad medieval?
-En algunos aspectos es como un país de la Edad Media o incluso de antes. Pero estamos en un mundo globalizado y los afganos no están aislados. Saben lo que sucede en el resto del mundo gracias a Internet, la televisión, la radio y los teléfonos móviles. Hay temas muy complicados y los medios occidentales pueden simplificarlos al presentarlos así. Afganistán es un país con una historia y una cultura muy ricas, antiguas y variadas. No hay un único Afganistán.

-¿Qué piensa cuando ve que Afganistán siempre se presenta como un problema?
-Es evidente que hay grandes problemas en Afganistán, pero a veces no se presentan de la forma adecuada. Por ejemplo, como mujer a mi me molesta mucho que la prensa occidental sólo haya dado una imagen de la mujer afgana como silenciada por el burka.

-Tiene razón…
-El burka está ahí, pero hay que mirar detrás del burka. Si se hace, se puede encontrar y se encontrará a muchas mujeres que son muy fuertes en su carácter, en su personalidad y en su opinión, que tienen sus dificultades y sus logros. A estas mujeres no se las destaca tanto. Que una mujer lleve burka no significa que sea una víctima. Yo he llevado burka para ir a lugares de Afganistán donde no había otra forma de trabajar.

-Pero el burka simboliza la opresión de la mujer afgana. ¿Son libres las mujeres afganas para quitárselo?
-No hay ningún decreto como el de la época de los talibanes…

-¿Y a nivel social?
-Depende. Algunas familias todavía quieren que las mujeres lleven burka. Pero el tema es que el burka se ha interpretado como el mayor logro o fracaso de la libertad de la mujer afgana y en realidad no debería ser así. Insisto: hay que ver qué pasa detrás del burka.

-¿La mujer afgana puede avanzar sin quitarse el burka?
-Desde luego. Centrarse en el burka no lleva a ningún lado. No entiendo porqué la prensa occidental se obsesionado tanto.

-¿Cuánto se tardará en llegar a la igualdad entre hombre y mujer en Afganistán?
-¿Cuánto se ha tardado en lograr esto en España si es que realmente se ha logrado? ¿Y en Estados Unidos? No creo que se haya logrado en ningún lugar, pero si te refieres al tipo de igualdad existente en otros países, en el sentido que las mujeres también puedan elegir, se tardará al menos décadas. Quizás siglos.

-Ha estudiado cómo finalizar con el ciclo de violencia en Afganistán. ¿A qué conclusiones ha llegado?
-Mi estudio se basaba en las comisiones de la verdad al estilo de las que se organizaron en Sudáfrica o El Salvador. Analicé si este sistema se podía aplicar a Afganistán, pero llegué a la conclusión que el país todavía no está listo para algo así. Antes necesitamos que se den las circunstancias políticas adecuadas.

-¿Porqué?
-Una comisión de la verdad tiene que convocarla un presidente, un parlamento o la comunidad internacional. En Afganistán todos ellos miran para otro lado y nadie quiere entrar en algo así, sino mantener un enfoque muy diplomático. En este momento no es posible.

-¿Cuáles serían entonces los pasos para acabar con la violencia?
-Podría ser una comisión de violencia. La fase de documentación ya se está llevando a cabo de algún modo. El primer y más importante problema de Afganistán es político y el establecimiento de una comisión de la verdad es un tema muy político. Necesitamos parar la cultura de impunidad en el país y para hacer eso hay que empezar por quitar a los señores de la guerra del poder. Ahora el foco está sólo en los talibanes. Ellos son “los malos”. Pero también hay que actuar en relación a los señores de la guerra que han sido responsables de atrocidades en el país y ahora siguen intimidando a la gente.

-¿Qué hacen al respecto los países occidentales?
– Les apoyaron para echar a los talibanes y a cambio les prometieron cosas. La comunidad internacional tuvo la ocasión de hacer algo significativo en Afganistán, pero en lugar de apartar a los señores de la guerra se les dio el poder. En cierto modo lo habían perdido, después de tantos años de guerra civil y de talibanes, pero se perdió la oportunidad.

-El presidente Karzai tampoco parece el hombre adecuado para hacerlo…
-Evidentemente que no. Ni lo es ni lo será. Está comprometido con los señores de la guerra y ha hecho todo lo posible para asegurarse que estén en el Parlamento. La comunidad internacional admite que son señores de la guerra, que son problemáticos y que a la población no le gustan, pero dicen que en este momento es más importante la estabilidad que la justicia. Esta es la razón que ha dado la OTAN y la comunidad internacional todos estos años, pero no tenemos estabilidad ni justicia. Creo que es una asunción completamente falsa que se pueda lograr primero la estabilidad y después la justicia. Van de la mano: la una no puede producirse sin la otra.

-¿El papel de la sociedad civil también es clave?
-La sociedad civil también puede jugar un papel clave en Afganistán. Actualmente es muy débil y dividida. Pero es algo que quiero estudiar. Necesitamos la unidad de la sociedad civi

Es el Islam una sociedad Matriarcal contra del Pensamiento de todo el Mundo en el que el Patriarcado condena a sus Mujeres en nombre de Dios?

Que piensan algunos Hombres del Papel de la Mujer en el Islam ?

Es el Islam un Matriarcado que se esconde tras un burkan ?

El Islam: una religión matriarcal que castra y esclaviza a los hombres (“Varonismo”, 16/06/2013) http://entrefachasyrojos.com/?p=1552

Tenemos la imagen de que la civilización islámica está conformada por hombres salvajemente machistas que tratan a sus esposas como animales que les pertenecen por completo y con las cuales pueden hacer lo que quieren. También los medios de comunicación de Occidente nos cuentan que el hombre musulmán posee privilegios ultra machistas como casarse hasta con cuatro mujeres si puede mantenerlas creando así su pequeño harem con prisioneras sexuales que lo complacerán. Nos cuentan que el hombre compra a la mujer a cambio de un dote (una suma de dinero) que se paga a los padres de la novia, mientras la mujer no tiene ni el más mínimo derecho a oponerse al matrimonio.

 

También balbucean que la mujer no tiene derecho a trabajar salvo que lo autorice el marido. Y que tampoco tiene derecho a poseer propiedad ni heredar bienes. Nos cuentan que la mujer a pesar de ser maltratada, violada, golpeada y pisoteada por su esposo sadista; no tiene ninguna escapatoria de esta esclavitud infernal ya que no existe el divorcio en el Islam.

 

Esta imagen es la que tienen casi todos los hombres y mujeres que viven el Occidente gracias a los medios de telecomunicación que nos informan sobra la vida dentro del mundo islámico. Pero no es todo, lo que mas inquieta a muchas personas en el Occidente son las injustas leyes islámicas en los países donde rige la Ley de Sharia según las cuales la mujer acusada de adulterio o incluso de la mera fornicación (sexo prematrimonial) puede ser condenada a lapidación o, en el mejor de los casos, a sufrir azotes con marcas perpetuas. Mientras, nos cuentan, no sucede nada con los hombres que estaban involucrados en el adulterio o la fornicación.

 

Todo esto es lo que nos contaron de esta religión supuestamente misógina e injusta con las mujeres gracias nuestros medios de comunicación y también a la extensa propaganda feministaque pretenden mostrar que el Islam es extremadamente cruel con las mujeres, y que los hombres musulmanes gozan de extraordinarios privilegios frente a la mujer que apenas tiene derechos.

 

Esta es la versión oficial que es completamente falaz; pero veamos cómo están las cosas en realidad en el Islam al respecto de las relaciones hombre-mujer.

 

Y la dura realidad después de haber revisado punto por punto todos los aspectos más básicos de estas relaciones nos muestra que el Islam es una religión matriarcal, castrativa, misándrica y completamente anti-varón. Las mujeres musulmanas poseen espectaculares privilegios. En cambio, el varón es un autentico esclavo con enormes OBLIGACIONES y prácticamente nulos DERECHOS una vez que está en el matrimonio más castrativo y matriarcal que solo puede existir sobre la tierra. Y estos hombres-esclavos que se casan pueden considerarse como muy felices, ya que muchos otros no pueden hacerlo debido a la falta de ingresos y vivirán con mucho sufrimiento estando completamente excluidos de tener sexo con las mujeres y sin poder dejar la descendencia. Esta es la cruda realidad del Islam que nos trataban de ocultar.

Matrimonio polígamo y la Burbuja de Mujeres que deja excluidos del sexo y la descendencia a la mayoría de los varones

“El matrimonio polígamo y los muy costosos dotes dejan a millones de hombres directamente excluidos que jamás se casaran, lo que a su vez estimula el radicalismo”.

Una de las cosas que mas se critique al Islam desde la ideología progre-feminista es de la familia polígama que permite al hombre casarse con dos, tres y hasta cuanto esposa, siempre y cuando sea lo suficientemente rico para pagar el costoso dote a cada una y después mantenerlas a ellas y sus hijos. Estas normas se establecieron en el Corán en el siglo siete y se proliferan a todos lados hasta donde llego a expandirse el Islam, que desde el primer día nació como una religión radicalmente expansiva y agresiva contra todos aquello que no la compartan. Las feministas critican a la familia polígama como una forma extrema del machismo patriarcal donde el hombre obtiene prácticamente un “pequeño harem con esclavas sexuales” para su propio placer, diciendo que esto perjudica terriblemente a la mujer.

 

Pero veamos a quien realmente ha perjudicado más este “modelo de familia”:

 

Naturalmente en promedio por cada 100 mujeres nacen 105 varones, lo que supone que a los 20 años habrá un 5% más de hombres que no encontraran pareja incluso dentro de un sistema monógamo, pero en un sistema polígamo de familia si un hombre rico tendrá cuatro esposas, como contraparte los tres hombres pobres no tendrán ninguna. Este era el modelo socio-familiar que regia en el Islam durante siglos desde su creación y lo que causaba era que una clase adinerada tenía más de una esposa. Las clases medias con suerte llegaban a una, en cambio las clases bajas (que siempre eran muy numerosas) no tenían ni una sola, lo cual les causaba una terrible desesperación ya que quedaban completamente excluidos de tener sexo con mujeres y poder dejar descendencia. Lo que llevo aumentar infinitamente mas los desequilibrios en el valor entre los hombres y mujeres, algo que ya hemos explicado muy bien en el articulo sobre la prostitucion, demostrando que incluso en las sociedades relativamente libres, debido a las diferencias naturales(que se debe en primer lugar a la potente selección natural en las mujeres, para eligir al mejor hombre) entre hombres y mujeres se infla una verdadera Burbuja Sexual que solo una prostitucion de gran escala (un mercado de competencia) puede desinflar

Pero dentro un modelo polígamo de familia, donde los hombres ricos que podían pagar un dote impagable y mantener a varias esposas, los numerosos varones pobres directamente se quedaban sin mujeres. Y estas normas socio-culturales lo que generaban es que el valor de una mujer se multiplicaba y se hacia impagable para una buena parte de los hombres pobres, ya que las mujeres eran escasas de por si, como ya lo hemos dicho pero también porque una minoría de hombres adinerados se quedaban con buena parte de las mujeres, algo que el reglamento islámico se lo permitía. El déficit y la escasees artificialmente de mujeres, sumando a todas las leyes islámicas directamente castrativas y anti masculinas que prohibían la prostitucion y el sexo prematrimonial (fornicacion) lo que generaba era que el sexo con una mujer se volvía extremadamente caro y muchas veces imposible de conseguir para un varón pobre. Esto causaba un eterno sufrimiento, preocupación y desesperación para estos hombres en hacer algo para conseguir casarse con una mujer que el propósito mas perseguido en lograr durante su vida para un varón musulmán:

 

¿Cómo lo resolvían durante los siglos?

 

Fácil. Ya que la ley islámica prohíbe estrictamente matar a otros musulmanes (porque si no, se hubieran auto exterminado en entrenas luchas por las mujeres), pero si permitía matar a todos los infieles (gente que no era musulmana) justificándolo con el Jihad, que era una Guerra Santa contra los infieles, cuyo propósito era conquistar tierras nuevas y expandir el Islam. Los hombres musulmanes durante siglos y siglos han participado en guerras para expandir el Islam por todo el mundo. Pero no lo hacían mucho por las causas religiosas, lo que realmente los motivaba era conseguir mujeres en el territorio infiel. Y era muy simple, atacaban a los países no musulmanes mataban a los hombres, agarraban a las mujeres, las convertían en Islam y se casaban con ellas. Pero no solo lo hacían en forma de una guerra avanzada. Tambien organizaban pequeñas pandillas de saqueadores que con tal de conseguir una mujer para casarse estaban dispuestos atravesar miles de kilómetros, cruzar montañas y desiertos hasta llegar al territorios infiel, donde atacaban algún pueblito, matando a los hombres y llevando a las mujeres.

 

Esto era lo que causaba el Islam, y era que los hombres estén dispuestos a matar otros hombres con tal de conseguir a sus mujeres solo para poder casarse y a su vez tener sexo y dejar descendencia. Y ahora nos preguntemos si esta norma islámica realmente beneficia a los hombres y perjudica a las mujeres. NO, es directamente al revés. Esta norma socio-cultural perjudica a la gran mayoría de los hombres, creando una artificial híper Burbuja Sexual que encarecía fuertemente el valor de una mujer, que solo hombres adinerados podían pagar, mientras muchos hombres quedaban totalmente excluidos y estaban dispuestos a arriesgar su vida y matar a otros hombres (no musulmanes) para conseguir una mujer. En cambio las mujeres se casaban con los hombres mas adinerados, con muy buenas propiedades, que les cubrían todos los gastos y las mantenían a ellas y a sus hijos, pero además las trataban como a unas deidades tal como indica el Coran que el hombre debe tratar a una mujer. Y si no fuera por los matrimonio poligamos, muchas de estas mujeres hubieran tenido que casarse con hombres pobres y vivirían en permanente necesidad.

Las mujeres fueran las mas beneficiadas de estas normas islámicas, en cambio los hombres de los mas perjudicados. Y cualquier planteo económico lo comprueba.

 

Y ahora trataremos el tema de los injustos privilegios de la mujer en el matrimonio.

 

Lo que nos hicieron creer gracias a la propaganda feminista occidental era que las mujeres eran compradas como propiedad por los hombres que le pagaban un dote (un pago por la mujer) a los padres de la novia, mientras la novia no tiene ningún derecho de oponerse si no le gusta el hombre. Pero es una gran mentira. El dote si es obligatorio para el hombre que busca casarse, pero lo paga no a los padres, sino a la propia novia que lo deja con ella, como una compensación financiera. Formalmente el dote es considerado como un regalo caballeresco del hombres hacia su novia como forma de estima hacia ella, pero la realidad esto mas bien parece a una forma de prostitución encubierta y muy hipócrita, donde la propia mujer fija el precio del dote que el hombre tiene que pagarlo. Pero también es la mujer que elije a los hombres, siendo extremadamente selectiva y apuntando a los hombres mas adinerados con los cuales busca casarse. Y una vez que aparece un hombre indicado que le parece aceptable y que posee todos los indicadores socio-económicos que ella espera de el la mujer le asigna el valor del dote que siempre es altísimo y puede representar 5 años o mas de reservas para el hombre.

 

Los propios sacerdocios islámicos lo describen con orgullo a esta práctica matriarcal  y directamente anti masculina en sus paginas islámicas, mostrando que la mujer tiene mucho mas derechos que el hombre:

http://www.umma.org.ar/?p=25

Y así como lo describen el derecho de la mujer a elegir a su conyugue:

“En el Islam las mujeres disfrutan del derecho de elegir a su cónyuge. Esto demuestra su personalidad independiente, de la cual ha sido privada a lo largo de la historia. Esta determinación y libertad afirma a las familias y a la familia dentro de la sociedad.
Basado en sus derechos islámicos, la mujer puede rechazar a quienquiera que ella considere descalificado para contraer matrimonio. Nadie puede imponerle a ella con quien contraer matrimonio. Según el Islam es inválido un matrimonio en el que la mujer no este satisfecha”.

 

http://www.umma.org.ar/?p=246

 

Como ya hemos dicho esta transferencia es lo mas parecido a una prostitución extremadamente hipócrita(ya que no se reconoce como tal) pero a diferencia de la prostitucion honesta donde el hombre paga y la mujer le da a cambio un servicio sexual previamente acordad, en el matrimonio islámico el hombre a pesar de haber pagado una suma astronómica del dinero no tiene ni la mas mínima garantía de recibir algo a cambio.

 

Y es que según las leyes islámicas el hombre dentro del matrimonio solo tiene OBLIGACIONES pero prácticamente no tiene DERECHOS a nada.

 

Y en Islam es así. Si el hombre quiere casarse con una mujer, pues además de pagarle el dote, también debe organizar y pagar por la boda(que es carísima) y debe tener una propiedad propia si o si donde el vivirá con su esposa. Y para esto hay que contar con los considerables recursos económicos que en países islámicos son muy difíciles de conseguir.

 

Pero de por lejos lo mas injusto y esclavizante para el varón es la obligación a la  manutención de su esposa y esta descrita por los expertos en el derecho islámico de la siguiente manera:

 

“El hombre es la persona únicamente responsable del total mantenimiento de su esposa, su familia y cualquiera demás parientes necesitados. La ley islámica le obliga a asumir, todas las responsabilidades financieras y mantener adecuadamente a las personas que están a su cargo. La esposa ha de ser mantenida por su marido, aunque posea una gran riqueza, de la que No está obligada a gastar nada, y teniendo el derecho de reclamar a su esposo la manutención. Además, a la hora de casarse, la mujer recibe un Regalo (Mal llamado “Dote”) que es exclusivamente suyo, independientemente de su cuantía. Es también deber suyo contribuir económicamente a todas las buenas causas de la sociedad. La totalidad de las cargas financieras son soportadas exclusivamente por él.

 

Por el contrario, la mujer no tiene responsabilidad financiera alguna, excepto la pequeña correspondiente a sus gastos personales, las cosas lujosas que desee tener. Goza de seguridad económica y está mantenida. Si es esposa, la provee el marido; si es madre, el hijo; si es hija, el padre y, si es hermana, el hermano, etc.

http://www.islamyciencia.com/la-mujer-en-el-islam/la-herencia-de-la-mujer-en-el-islam.html

 

y también:

 

Por el contrario, la mujer no tiene responsabilidad financiera alguna, excepto la pequeña correspondiente a sus gastos personales, las cosas lujosas que desee tener. Goza de seguridad económica y está mantenida. Si es esposa, la provee el marido; si es madre, el hijo; si es hija, el padre y, si es hermana, el hermano..

La mujer en el Islam no está obligada en ningún momento a compartir sus bienes con su marido, esos bienes ( La dote, el salario, las propiedades, la herencia familiar, etc) al ser de su exclusiva propiedad puede gastarlos e invertirlos como ella quiere, disponiendo por ello de su propia cuenta bancaria, ella tiene el poder y las habilidades para ello. Si algún día fracasa el matrimonio esos bienes le dan la oportunidad de ser independiente económicamente, de esta forma podría conseguir su máxima independencia después del divorcio.

 

La mujer en el Islam tiene derecho a recibir su herencia, derecho que era impensable en muchas sociedades.

 

http://www.islamyciencia.com/la-mujer-en-el-islam/derechos-de-la-mujer-en-el-islam.HTML

 

O sea según la ley islámica el varón es un autentico esclavo que una vez que se case esta obligado a romper la espalda todos los días para mantener a su esposa, proporcionado le una vida muy cómoda y placentera. Le debe pagar todo, la alimentación, la vestimenta y también cualquier capricho que se le ocurra. El deseo de la mujer es sagrado y el esposo esta obligado a cumplirlo. El dinero que gana en varón se gasta en la mujer(y también en los hijos si los tiene), pero si la mujer hereda una propiedad esta queda exclusivamente de ella y el varón no tendrá ningún derecho a esta, pero lo mas interesante es que la mujer tiene derecho a trabajar y de hecho muchas mujeres musulmanas ya trabajan pero todo lo que ganaran hasta el ultimo centavo es pera ellas y no están obligadas a invertir ni un solo centavo en su familia, ya que todo lo que gana pueden gastar solo en ellas, mientras su marido seguirá rompiendo la espalda para mantenerlas.

 

Pero vamos a ver, quizás después de haber invertido tantos recursos financieros en sus esposas estas lo recompensan de algún forma extraordinaria, como por ejemplo siendo muy cuidadosas con su hogar que brillara todos los días,  o quizás también le prestaran unos servicios sexuales tan diversos que solo son comparables con las prostitutas mas VIPs durante todos los días y nunca se niegan al deseo del varón?

No, estimados lectores nada de esto.

Por la ley islámica la mujer debe realizar tareas del hogar (cuidado de casa, limpieza, preparar comida, etc), pero también dice que su marido debe ayudarle en casa ya que no puede hacer todo sola.  O sea el hombre debe romper la espalda trabajando fuera para mantenerla y depuse encima tiene que “ayudarle” con las tareas del hogar. Esclavitud masculina pura y dura, matriarcado en su máxima expresión.

Pero vamos por más. Y veremos como esta el tema de las relaciones sexuales entre los cónyuges felizmente casados. Seguramente después de recibir tanta inversión financiera la esposa debe ser una bomba de sexo que no dejara ni respirar al pobre marido. Pero otra vez no.

Prohibiciones castrativas y ninguna garantía ante el chantaje y negación sexual en el matrimonio islámico

Esto es lo que dice el texto sagrado islámico sobre el posible rechazo al deseo sexual de su marido:

“Juro por quien tiene en sus manos mi alma, que si cualquier hombre invita a su mujer a su cama (o sea para relación matrimonial) y ella no acepta, quien está en el cielo (Allah) queda enojado con ella hasta que su morid” esté satisfecho”. En otro relato de Abu Huraira, éste dijo que el Profeta (S.A.W) dijo: “Si un hombre invita a su mujer a su cama, y ella rechaza la invitación, los úngeles la maldicen hasta que amanece” (Transmitido por El-Bujari).

 

http://www.islambolivia.com/index.php?option=com_content&view=article&id=69&Itemid=79

 

O sea si la esposa le negara el sexo a su marido el tal “Dios” llamado Allah se enojara mucho con ella. Esto es todo, pero igual podrá negarle el sexo y el hombre nada podrá hacer, ya que las violaciones dentro del matrimonio están prohibidas en todos los países musulmanes a excepción del Afganistán (que según propios expertos en derechos islámico, es un país que ha violado las leyes islámicas que no permiten estas cosas).

Entonces la mujer le puede decir NO a su esposo, y este tendrá que respetar su decisión por mas que ha invertido una fortuna en ella, la cual nunca le será compensada probablemente ni en una décima parte del total de la inversión en todos estos años.

 

Lo que se le prohíbe al varón
“las castrativas y anti-masculinas normas del islam prohíben estrictamente al hombre penetrar analmente a su esposa”

 

Pero veamos mas detalles sobre algunas de las practicas sexuales que el Coran prohíbe estrictamente al varón (si, si, los prohíbe al varón, no a la mujer)  para hacerlas con su esposa. Y el caso mas destacado es lo que dice el texto sagrado sobre el sexo anal entre el marido y su esposa. Veamos:

 

“Allah no se avergüenza en decirle la verdad:. No tengan relaciones sexuales con sus esposas en el ano”-Narrado por Ahmad , 5/213

“En el día de la Resurrección, Allah no mirará a un hombre que tuvo relaciones sexuales con su esposa en su ano”-Narrado por Ibn Abi Shayba, 3/529

“[ Al hacer el amor con su esposa] en el frente o en la espalda, pero evite el ano y las relaciones sexuales durante la menstruación” – Reportado por Ahmad y Sunan al-Tirmidhi

“El que tiene relaciones sexuales con su esposa a través de su ano es un maldito”-Narrado por Abu Hurairah , Libro del Matrimonio, Sunan Abu Dawud 2157

Así que tenemos al menos cuatro (podrían ser mas) menciones que directamente prohíben al varón penetrar analmente a su esposa. Interesante verdad? Porque serán estas prohibiciones? Cual es su objetivo?

En otras religiones Abrahamicas no se cuenta nada de este estilo, ni si quiera en la castrativa y anti-sexual Biblia además del mito sobre la “Sodoma Gamora” donde no se cuanta ningún detalle directo no se habla de nada por el estilo, pero en el Coran lo mencionan al menos cuatro veces y en forma tan directa apuntando siempre al hombre, como al único culpable. Dejen nos adivinar.

El coito anal con el debido cuidado del parte del varón puede proporcionar un placer a la mujer igual o incluso mayor al que recibe el varón que la penetre. Pero prácticamente siempre al inicio la iniciativa para realizar esta practica surge del varón y casi nunca de la mujer. Esto se debe que los hombres muchas veces lo tiene a nivel de instintos, de unos instintos arcaicos y casi animales de poder probar a su mujer de esta forma, y esto nada tiene con la homosexualidad sino mas bien con un deseo instintivo de tener un rol mas bien dominante(algo sano, natural y propio de la naturaleza masculina) en el acto sexual y esta forma de coito simbólicamente represente exactamente esto – un rol dominante de parte del varón.

Pero viendo que el Islam es una religión por excelencia matriarcal, castrativa, misandrica y anti-varón, si puede el hombre sentirse claramente con un rol dominante en su vida sexual? Por supuesto que no, de allí salen las prohibiciones tan estrictas y detalladas.

Obviamente cuando el hombre tiene deseos de este tipo y que se los cortan de raíz con prohibiciones tan estrictas, pues vivirá el resto de su vida con frustraciones por no haber podido desarrollar todos sus deseos y habilidades naturales propias de su naturaleza.

Y según la ley islámica si el hombre tan solo se atreverá a proponer a su mujer a proponerle el coito anal, pues esta tendrá derecho de exigir el divorcio, donde el varón perderá todo lo invertido en ella:

http://islamqa.info/en/ref/6792

la mujer puede pedir el divorcio si su marido le pide el sexo anal

Según las leyes islámicas el hombre casado

esta obligado pagarle una sume astronómica del dinero a una mujer solo para que le permite casarse con ella, y que después le debe proporcionar una vida de lujo rompiendo la espalda durante toda su vida, en cambio su esposa si trabajara y ganara algo no aportara ni un centavo a la familia y que si no le gusta algo podrá pedir divorcio en cualquier momento. Tampoco tiene mucho derecho de exigir que la casa este limpia ni mucho menos exigir algo en el sexo. Allí es directamente un semi-eunuco que esta sujeto totalmente a la voluntad de su esposa y dependerá de su chantaje sexual durante toda su vida. Estas son todas las “bondades” que representa el matrimonio islámico para el hombre.

Ahora agreguemos que tipo de derechos tiene la mujer y nada menos que desde el siglo 7 y estos derechos son: Derechos Políticos con la posibilidad de la participación de la mujer en todo los procesos políticos, el Derecho al Voto(y desde el siglo 7) el Derecho a la Herencia y la Propiedad y Derecho a tomar parte en la reuniones. O sea la mujer desde hace mas de 1.400 años tiene todos los derechos civiles que existen hoy en el Occidente:

http://www.umma.org.ar/?p=246

La mujer nunca estuvo oprimida en el Islam, que le otorgo mucho mas privilegios que a los hombres y es algo que los propios estudiosos del Derecho Islámico reconocen sin complejo alguno, es mas lo exponen con orgullo y solo basta con leer lo que dicen algunos de sus revolucionarios islámicos de la época de la Revolución Islámica en Irán para causar que un Varonista empieza a tener nauseas por las terrible injusticias que sufren lso hombres en el Islam y los enormes privilegios de los que gozan las mujeres en todos los sentidos., Y al lado de esto hasta las Feministas Radicales parecer como moderadas:

http://www.umma.org.ar/?p=960

Sin lugar a dudas el tema que mas preocupa a todos los hombres y mujeres en el Occidente relacionado al Islam es la lapidación de mujeres por adulterio, que es vista como forma mas extrema de la crueldad de una religión tan misógina e injusta con la mujer como es el Islam. Pero veamos si las lapidaciones y otros castigos corporales por los “delitos” de adulterio y la fornicación (sexo prematrimonial) se aplican solo a las mujeres, e incluso mas si son las mujeres las que realmente sufren estas penas en algunos países como Irán.

Y la realidad de estas practicas es que originalmente según el Coran tanto el hombre como la mujer son considerados igualmente culpables de adulterios en el caso de ser atrapados juntos y recibirán la misma pena. Es lo que dice el Coran sobre el tema:

24:(2) A  LA adúltera y al adúltero,  dadle a cada uno cien azotes, y que la compasión hacia ellos no os aparte de [cumplir] esta ley de Dios, si [realmente] creéis en Dios y en el Último Día; y que un grupo de los creyentes presencie su castigo.  

(3) [Ambos son igual de culpables:] el adúltero no se empareja sino con una adúltera –o sea, una mujer que confiere [a su lujuria] un lugar junto a Dios;  y con la adúltera no se empareja sino el adúltero –o sea, un hombre que confiere [a su lujuria] un lugar junto a Dios: y esto les está prohibido a los creyentes.  

http://www.islamyciencia.com/la-mujer-en-el-islam/la-lapidacion-en-el-islam.html

Y la pena típica por el sexo prematrimonial y o adulterio va desde los cien azotes/latigazos hasta la lapidación y afecta tanto a los hombres como a las mujeres en el caso de ser vistos. En todos los países islámicos(como Arabia Salidita, Yemen, Sudan, Norte de Nigeria, Somalia, Irán y algunos países mas) donde se aplica la Ley de Sharia contra el adulterio son lapidados tanto hombres como mujeres en forma igual. Siempre fue así, pero ahora se están produciendo procesos muy interesantes debido a la intervención de las numerosas ONGs de feministas occidentales que gracias a su campaña de manipulación lograron ocultar que los hombres también sufren lapidaciones y así pues crearon una falsa imagen de que las mujeres son las únicas lapidadas en estos países. Así pues consiguieron presionar a estos países logrando evitar o al menos minimizar las lapidaciones de mujeres, pero NADA han dicho contra las lapidaciones de varones. Y el caso mas extremo es de Irán, país que a partir de su Revolución Islámica del 1978 aplico las Leyes de Sharia y empezó a lapidar a hombres y mujeres por adulterio, así fue en proporción prácticamente igual en la década de los 80’ pero a partir de los años 90’ las feministas locales(que eran numerosas y muy fuertes) como las ONGs de feministas occidentales lograron presionar al Estado de Irán para que deje lapidar a las mujeres y lo dejo de hace ya desde hace mas de una década, pero siguió lapidando a los hombres como si nada, ya que en el occidente la gran mayoría de la gente ni si quiera sospecha que en Irán lapidan a los hombres. Si, hoy Irán es un Estado que únicamente lapida a los hombres atrapados en adulterio mientras sus parejas mujeres desde hace mas de una década siempre son perdonadas, a veces se las condena a la lapidación, pero esta condena es condena nunca se cumple y terminan perdonadas y dejadas en libertad, en cambio los hombres son lapidados hasta morir:

http://www.elmundo.es/elmundo/2009/05/05/internacional/1241524922.html

http://www.larazon.es/detalle_hemeroteca/noticias/LA_RAZON_77335/dos-hombre-acusados-de-adulterio-mueren-lapidados-en-iran#.UbWmEec094o

Solo una religión extremadamente misandrica, castrativa y anti-masculina puede lapidar a los hombres por haber tenido relaciones prematrimoniales y siendo casados. Y Islam es justamente esto.

 

Persecución islamista contra los varones homosexuales

“Dos varones homosexuales, ambos menores de edad fueron ahorcados en Irán únicamente por ser gays, mientras las lesbianas de este país no sufre ningún tipo de persecución penal”.

 

No existe una religión en el mundo que desprecia con tal salvajismo a los varones homosexuales. Y decimos varones, ya que el trato a las lesbianas en infinitamente distinto al que se le da los varones homosexuales.

Esto es lo que dice su texto sagrado al respecto del o que hay que hacer con los varoens homosexuales:

“El Mensajero de Allah dijo: “A cualquiera que encuentren haciendo el acto de la gente de Lot, ejecuten al que lo hace y a quien se lo hace”.

http://www.diosesimaginario.com/index.php/2009/sharia-homosexualidad/

Y en la actualidad existen 7 países islámicos en el mundo que tiene prevista la pena de muerte contra los varones homosexuales. Mientras en el resto de los países musulmanes, salvo muy pocas excepciones la pena por la homosexualidad masculina va desde unos cuantos años de cárcel hasta la cadena perpetua.

http://www.publico.es/internacional/304154/siete-paises-mantienen-la-pena-de-muerte-a-los-gays

Pero el caso de las lesbianas es muy distinto y según las leyes islámicas solamente es considerado un “delito” el acto sexual (ya sea entre el hombre y la mujer o dos hombres) donde esta involucrado el pene de uno de ellos, pero ya que en los actos lesbios el pene no esta involucrado por razones obvias, púes no hay pena alguna contra las mujeres lesbianas, que si bien socialmente no son aceptadas, pero penalmente nadie las persigue, en cambio los varones homosexuales deben convivir en absoluta clandestinidad para no ser atrapados por las fuerzas represivas de sus Estados castrativos.

Y este es un ejemplo más de que el Islam es una religión por excelencia anti masculina por todo lo que hace contra los varones homosexuales. Y probablemente algún que otro conservador dentro de los lectores pensara que la persecución a los varones homosexuales de parte de los Estados islámicos no servirá como prueba de la opresión masculina en el Islam, pues para nosotros los Varonistas Libertarios la vida y la libertad de los varones homosexuales es igual de valiosa que la de los varones heterosexuales y todo este trato de parte del Islam de ningún modo será tolerado por el Varonismo Libertario.

Defensa de los privilegios femeninos otorgados por el Islam por las propias mujeres musulmanas

Aunque a muchos en el Occidente podrá sorprender esto, pero muchas veces son las propias mujeres musulmanas que salen a defender al Islam contra las críticas occidentales y son ellas mismas que sin complejos y en forma directa reconocen que el Islam les proporciona espectaculares privilegios ya desde hace 1.400 años y que están muy, pero muy contentas con sus privilegios frente a los hombres.

En este video una mujer norte americana que se convirtió en l Islam cuanta con orgullo sobre todas las bondades que otorga esta religión a las mujeres, desmintiendo y dejando en ridículo todos los mitos occidentales sobre esta religión:

 

Mujer defendiendo el islam:

Aunque a muchos en el Occidente podrá sorprender esto, pero muchas veces son las propias mujeres musulmanas que salen a defender al Islam contra las críticas occidentales y son ellas mismas que sin complejos y en forma directa reconocen que el Islam les proporciona espectaculares privilegios ya desde hace 1.400 años y que están muy, pero muy contentas con sus privilegios frente a los hombres.

En este video una mujer norte americana que se convirtió en l Islam cuanta con orgullo sobre todas las bondades que otorga esta religión a las mujeres, desmintiendo y dejando en ridículo todos los mitos occidentales sobre esta religión:

 

Mujer defendiendo el islam:

Y esta entrevista con una ex católica que se convirtió en el Islam y que asegura que “El Islam le da mas derechos que el Cristianismo” y la verdad es que no exagera en absoluto ya que el Islam realmente da a las mujeres mucho mas privilegios que el Cristianismo, obviamente siempre a costa de los derechos del varón que son los que realmente esta pisoteados y oprimidos por esta religión misandrica, ginocentrica y castrativa.

También esta misma mujer asegura que el Irán es el país mas feminista del mundo islámico donde en las universidades las mujeres componen el 65% del total, mientras los varones apenas son unos 35%(el ratio mas alto en el mundo), y otra vez dice la verdad ya que el Irán no solo es el país mas feminista y anti-varón en el mundo islámico, sino también en todo el mundo. En el actual Irán las mujeres conservaron todos los privilegios históricos propios del Islam, como por ejemplo parasitar a costa del varón exigiéndole el pago del costoso dote para aceptar el matrimonio y depuse de ser mantenidas de por vida por el esposo. Pero desde que se produjo la Revolución Islámica, que mas que Islámica fue una revolución también Feminista. Y gracias a ella en las ultimas décadas el Estado Iraní que tomo una política 100% misandrica, ginocentrica y anti-varón creando todo tipo de privilegios para crear la mayor cantidad posibles de puestos laborales para las mujeres, y no por sus meritos ni habilidades individuales, sino únicamente por ser mujeres. De esta forma las mujeres obtuvieron privilegios nunca antes vistos para recibir la educación universitaria y después para obtener un empleo, sobre todo se las beneficiaba en el sector publico, que se lleno de mujeres gracias a la intervención del Estado Islámico, y no era por su meritos, sino únicamente por ser mujeres. Mientras los hombres talentosos y competitivos quedaban desplazados y perdían sus empleos. Y todo esto en un contexto donde la mujer por ley esta obligada a ser completamente mantenida por el esposo y donde todo el dinero que gana puede gastarlo en si misma sin aportar ni un solo centavo a la familia. Que puede ser mas injusto que esto.

También en un Irán gonocentrico y misandrico destacan las leyes contra la “violencia contra las mujeres” al mejor estilo de lo que imponen la Feministas Radicales en todo el Occidente y especialmente en España con su LIVG. Pues en Irán basta con que la mujer presente una sola denuncia falsa de mal trato contra su marido, para que los policías detengas a su esposo que nunca más podrá volver a su casa y perderá todo lo que tiene.

Otro caso interesante sobre el Irán se produjo en la época de la  Revolución Islámica, en la cual la participación femenina fue elevadísima y hasta se podría decir que era determinante. Y el eslogan mas impactante que gritaban miles de mujeres iraníes que por su gusto se cubrieron del negro era:

“Las mujeres no seremos mas juguetes sexuales de los hombres, porque somos seres iguales ante el Allah”.

Que frase tan feminista, misandrica y castrativa que en el Occidente solo se puede escuchar de la boca de las Feministas Radicales, pero sin embargo la gritaban mujeres islamistas, ya que el Islam y el Feminismo Radical (de origen marxista) en sus aspectos castrativos, misandricos y anti-masculinos son lo MISMO.

Y esto es aun más interesante. Un varón que se declara como islamista-feminista (esto no debe sorprender ya que le Islam es mas feminista que el Feminismo Radical) asegura que el Islam es completamente anti-patriarcal(en realidad es matriarcal y ginocentrico) y que todo musulmán debería ser feminista:

“Considero que el islam es esencialmente anti-patriarcal, pues niega la misma base teológica del patriarcado: la equiparación de Dios al padre. Desde la perspectiva islámica, Al-lâh trasciende la dualidad masculino-femenino. El Corán establece el origen igualitario de hombres y mujeres a partir de una sola nafs o alma, y la plena autonomía moral de las mujeres, como califas de Al-lâh sobre la tierra. Así pues, el hombre musulmán no solo puede, sino que debería ser feminista”

Anuncios

ESTRECHAMENTE LIBRE

Imagen

ESTRECHAMENTE LIBRE

«Los hombres sin hogar pasan su vida infantil y valiente, miserable y fuerte, sin someterse a nadie, dependientes tan sólo del clima, sin objetivo alguno ante sus ojos, sin techo alguno sobre su cabeza, sin poseer nada y expuestos a todos los azares. Son los hijos de Adán, el expulsado del paraíso, y son hermanos de los animales inocentes. Hora tras hora, reciben de la mano del cielo lo que él les envía: sol, lluvia, niebla, nieve, calor y frío, bienestar y penurias; para ellos no existe el tiempo ni la historia, ni el afán, ni ese extraño ídolo del desarrollo y del progreso en el que creen con tanto desespero los que tienen casa».

Narciso y Goldmundo

LOS DERECHOS UNIVERSALES DEL AMOR

Imagen

legalidad del amor

 

 

Recordar que amar es ilegal en casi 80 países #peaceandkiss
“Dame besos no me des guerra”

Carta de Derechos Humanos en el campo de la sexualidad, los afectos y las emociones:

 

1. Todos tenemos derecho a querer y a ser queridos en este mundo diverso, sin que nadie pueda verse excluido o discriminado por razones de género, orientación sexual, etnia, origen, clase socioeconómica, edad, religión, etc.

2. Todas tenemos derecho a elegir libremente compañero/a (s) sin imposiciones sobre el género o el número de compañeros/as. También tenemos derecho a elegir la soltería sin sufrir las presiones de nuestro entorno.

3 Todas tenemos derecho a relaciones igualitarias donde no exista la división de roles tradicional y en las que podamos repartir las cargas de trabajo de un modo equitativo o equilibrado. Todos tenemos derecho a ser bien tratados y a tratar bien a los demás. Tenemos derecho, pues, a tener relaciones amorosas sanas y bonitas, sin jerarquías ni luchas de poder.

4 Todos tenemos derecho a iniciar o romper nuestras relaciones amorosas o sexuales con libertad, por ejemplo cuando no nos apetece continuar compartiendo o conviviendo con la pareja, sin coerciones de tipo legal, económico, social, moral o religioso.

5. Todos tenemos derecho a controlar nuestra sexualidad en el ámbito de la reproducción, tener acceso a métodos anticonceptivos o elegir libremente la maternidad/paternidad, tanto cuando se tiene pareja, como cuando no se tiene.

6 Todas tenemos derecho a expresar nuestras emociones en público o a no expresarlas si no es nuestro deseo. Esto supone también que todas somos libres para mostrar nuestros afectos en lugares públicos sin discriminaciones basadas en nuestro aspecto físico, nuestra edad, color de piel, clase social u orientación sexual.
7 Todos tenemos derecho a tener relaciones monogámicas o poliamorosas, abiertas o cerradas, efímeras o eternas, y renovar los acuerdos conyugales como nos apetezca o según las circunstancias vitales de cada persona. Tenemos derecho a inventar, probar, y buscar nuevas estructuras emocionales al margen de los modelos tradicionales basados en la pareja heterosexual y monogámica.

8 Todas tenemos derecho a formar comunidades amorosas donde nos unamos con la gente por lazos afectivos, de amor o amistad, sin estar determinados por el parentesco o por la monogamia obligatoria. Podemos elegir vivir con una persona o con varias, fundar una familia con quién nos plazca, y elegir nuestro grado de implicación afectiva o sexual en cada una de nuestras relaciones.

9 Todos tenemos derecho a comprometernos, a no comprometernos, o a elegir el grado de compromiso de mutuo acuerdo con la o las parejas. También tenemos derecho a celebrar nuestro compromiso con una gran fiesta o en la intimidad, derecho asimismo a no celebrarlo.

10 Todas tenemos derecho a disfrutar de nuestra sexualidad y nuestro erotismo sin coerciones. Tenemos derecho al placer, a la ternura, al juego y al amor. Y también tenemos derecho a ser respetados/as cuando no queremos tener relaciones sexuales o establecer lazos sentimentales.

El valor de la Palabra

Imagen

El valor de la Palabra

Hay tres cosas que nunca podrán recuperarse: la flecha lanzada, la palabra dicha y la oportunidad perdida.

Cuenta la historia que en cierta ocasión, un sabio maestro se dirigía a su atento auditorio dando valiosas lecciones sobre el poder sagrado de la palabra, y el influjo que ella ejerce en nuestra vida y la de los demás. – “Lo que usted dice no tiene ningún valor”- lo interpelo un señor que se encontraba en el auditorio. El maestro le escucho con mucha atención y tan pronto termino la frase, le grito con fuerza: – “¡¡Cállate y siéntate!!”. Ante el asombro de la gente, el aludido se lleno de furia, soltó varias imprecaciones y, cuando estaba fuera de sí, el maestro alzo la voz y le dijo: – “Perdone caballero, le he ofendido y le pido perdón; acepte mis sinceras excusas y sepa que respeto su opinión, aunque estemos en desacuerdo”. El señor se calmo y le dijo al maestro: – “Le entiendo, y también pido disculpas y acepto que la diferencia de opiniones no debe servir para pelear, sino para mirar otras opciones”. El maestro le sonrió y le dijo: – “Perdone usted que haya sido de esta manera, pero así hemos visto todos del modo más claro, el gran poder de las palabras, con unas pocas palabras le exalte y con otras pocas le calme”. Las palabras no se las lleva el viento, las palabras dejan huella, tienen poder e influyen positiva o negativamente. . . Las palabras curan o hieren a una persona. Por eso mismo, los griegos decían que la palabra era divina y los filósofos elogiaban el silencio. (Puedo entender porque…) Piensa en esto y cuida tus pensamientos, porque ellos se convierten en palabras, y cuida tus palabras, porque ellas marcan tu destino. Medita sabiamente para saber cuándo y cómo hay que comunicarse y cuando el silencio es el mejor regalo para ti y para los que amas. Eres sabio si sabes cuándo hablar y cuando callar. Piensa muy bien antes de hablar, cálmate cuando estés airado o resentido, y habla solo cuando estés en paz. Recuerda que las palabras tienen poder y que el viento nunca se las lleva. Las palabras encierran una energía que bien puede ser positiva o negativa. Recuerda: “Una cometa se puede recoger después de echarla a volar, pero las palabras jamás se podrán recoger una vez que han salido de nuestra boca”

El Beso

Imagen

El Beso

El beso del ayuntamiento de Robert Doisneau
Representa el amor como todos lo hemos imaginado. Dos besándose en París.la historia con la que todo el mundo ha soñado, con la que todos los que se han enamorado se han sentido identificados
Fue un encargo de la revista Life Magazine. Querían mostrar el París del amor después de la Guerra Mundial, la típica imagen postalera de un ciudad que podría ostentar cualquier título. La agencia Rapho contrató a Robert Doisneau, gran conocedor de la ciudad, con una premisa: el trabajo corría prisa y no podía perderse el tiempo.

No quedó más remedio que contratar a actores o figurantes que pasearan por la ciudad de la luz dándose besos (qué trabajo más duro, señor). Hizo muchas fotos, desde distintos puntos de vista, en sitios distintos, y la famosa que todos conocemos. Al final, en la revista sólo publicaron seis. Y una de las fotografías más icónicas del s.XX aparece en la esquina superior izquierda de la página derecha, en un lugar insignificante. Los editores de entonces fueron incapaces de verla (este es uno de los motivos por el que recomiendo no tirar nunca las fotos, y dejarlas madurar como el buen vino. Un día alguna lucirá por encima de todas las demás).

La historia se quedó ahí, un reportaje que llamó la atención, le dio una fama efímera al fotógrafo y poco más. Pero la figura de Robert Doisneau renació gracias a la revisión de su trabajo en los ochenta. Y en 1986, un editor con un ojo inusual decidió hacer un cartel con ella. La publica en formato apaisado, mutilando el formato 6×6 cm del negativo original. Es un éxito instantáneo.

Y empezaron los problemas. Al principio empezaron a reconocerse los viandantes y estaban orgullosos de formar parte de tan bella estampa, pero pronto muchas parejas creyeron ser los enamorados en París. Y algunos vieron la posibilidad de sacar dinero… Al final una pareja llevó a juicio a Doisneau, ya mayor. Y tuvo que confesar lo inconfesable para un fotógrafo que era reconocido como el cazador de anécdotas, un auténtico fotógrafo callejero: todo fue un montaje.

LA RECLUSIÓN SOLITARIA

Imagen

LA RECLUSIÓN SOLITARIA

No hay motivos para ser optimista o pesimista.
Pero existe un territorio
en el que te sueltan
como a un saco de arena
de fina arena
mezclada con cristales de pena y sal.
Entonces las palabras…

Un cuerpo emprenderá hoy el camino
de vuelta. Viaja en una caja de metal. Los
niños recogen los sueños de papel pintado
que él va dejando. Aún quedan unos restos
de vida; recogedlos, empaquetadlos en
un cielo de aluminio; atadlos con una guita
y mandadlos a su tierra.
No os olvidéis de la etiqueta y del perfume.

El sol escondió sus dedos entre las cenizas de una nube que me separa de la vida.
Desde hace algún tiempo, vivo como un árbol arrancado a sus raíces. Seco y expuesto en un escaparate; ya no siento la tierra. Me he quedado huérfano. Huérfano de tierra y bosque.
Ya no sangro.

Escuchadme:

Mi cuarto es un baúl en el que coloco mis ahorros y mi soledad.
En mis ojos llevo un sueño apagado; un olivo que espera al viento y al amanecer.

Pocas cosillas me bastan para armar mi pedacito de vida: una cáscara de recambio, unos fragmentos de un canto y unos sacos de arena. Cuando salgo a la ciudad o a la fábrica, dejo mi sexo en el baúl. Por la noche, al regresar, compro algunas patatas, aceite y hierbabuena.
Tahar Ben Jelloun